sábado, 11 de agosto de 2007

Cuentas







Partir del uno, de dos, haciendo juegos y cruzando desde los matemas residuales, del sola soy más que dos, e indivisible en los supuestos que atraviesan las variables invariables de una mala ecuación. Ecuación, reacción, análisis físico de las probabilidades, de la cuántica que supone integrales hasta el infinito finito de un universo que se desgrana… big bang.


Y digo amor, y digo siento, y digo más, de lo que no puedo decir, y presumo historias, reveses y contentos, y sigo, enumerando uno y dos, de lo que hay, de lo que no hubo, de los contínuos que estallan entre mis manos, que se pierden en el roce indisoluble de las coordenadas no líneales.

6 comentarios:

fgiucich dijo...

Poniendo al día las cuentas pendientes. Abrazos.

Mamac. dijo...

Uuuu, hasta leerlo me costó...

Antonia dijo...

Reconozco que me costo leerlo, hasta que al final entendí que tienes la media c. en la cabeza y que te hace falta ir a tomar una buena copa de vino a la taberna... yo estoy recién volviendo, pasaré por allá... besotes

Candela dijo...

Concuerdo con la Antonia, sin embargo, celebro tu locura y bailo al ritmo de cada una de ellas...

Besos de queso
(y pata...de yeso, je,je)

Agustina dijo...

Ay!, esto sí que lo encontré enredao! ¿Serán las cuentas? A veces cuesta sacarlas o ni siquiera las sacamos. Mejor así, dejarlas ocultas pa que nadie las vea, ni nosotras mismas, porque sino... tamos perdidas. ¿se entendió?

cris dijo...

aaaah, las matemáticas, jajaja.